Masaje Terapéutico

masaje-terapeuticoEste masaje se utiliza para mejorar la función circulatoria, recuperar la movilidad restringida entre los tejidos dañados, aliviar y/o reducir el dolor, o para optimizar la conciencia sensorial. En el momento en que el masaje proporciona apoyo humano, relajación y bienestar, ayudando en la recuperación y el mantenimiento de la salud se convierte, aun sin pretenderlo, en un acto terapéutico.

Estas maniobras de masaje sirven tanto para tratar y prevenir malestar o dolencias, como para darse un respiro tras un día, una semana... meses... de acumulo tensional. Y se dirigen, a aliviar o a hacer desaparecer la tensión muscular, por alteraciones posturales; tratar la falta de tono o por estados de tensión muscular hipertónica.

Contracturas y atrofias musculares, adherencias, esguinces y distensiones, como coadyuvante en rehabilitaciones posquirúrgicas

  • Restitución de la liberación articular.

Trastornos del aparato locomotor, trauma y reuma como  artrosis,  escoliosis, dorsalgias, lumbalgias, cervicalgias, ciatalgias y neuralgias en general;

  • Estimulantes de la salud en general como agente inmunitario, unifica lazos de amistad  y sociales, mejora el ánimo, descarga tensiones laborales y ayuda  a levantar el ánimo de quien padece trastornos leves de ansiedad.
  • Este tipo de masaje se diferencia del resto en el objetivo del tratamiento. Así como el quiromasaje puede usarse como método de relajación o para mejorar la tensión cervical en general, el masaje terapéutico está enfocado a tratar lesiones más o menos concretas.
  • Algunos ejemplos son: tendinitis, ciáticas, lumbalgias, contracturas recurrentes, síndrome del túnel carpiano, recuperación tras accidentes o fracturas, distensiones musculares o de ligamentos, etc.
  • En la consulta combinamos diferentes técnicas de masaje como movilizaciones, puntos gatillo, estiramientos, etc. 

¿Qué es una contractura? 

  • Cuando un músculo o grupo de ellos se encoge de forma permanente e involuntaria, sus fibras y tejidos de alrededor ven comprometidas su fisiología y movilidad. Esta situación provoca irritación, inflamación y dolor en el foco de la contractura e incluso en otras zonas más alejadas. Por ejemplo: una contracturasubescapular puede provocar molestias cervicales, dolor de cabeza, provocar otras contracturas, etc.
  • Sus causas son variadas, desde sobresfuerzos, movimientos continuados, bruscos o repetitivos (especialmente cuando se hacen en frío) hasta situaciones emocionales estresantes que nos hacen estar más tensos físicamente.